24 noviembre 2017

Viking Aurora (II)


El sonido del mar rompiendo en los acantilados tenía un efecto relajante en el bosque donde llevaría a cabo el ritual. Sangre de demonio mil veces torturado Era un lugar sagrado para los druidas, donde las sacerdotisas se unían a la naturaleza y la Madre Tierra y veían el más allá. Piedra de jade, conexión con el Iluminario ¿Cuándo había comenzado la lluvia y el fuerte viento? Llévate al espíritu que maldijo a mi vástago con la sangre enemiga a su eterno descanso...

El viento amainaba en el bosque, pero nada ocurría que detuviera la tormenta irreconciliable. ¿Había perdido sus dones la noche de los fuegos? La naturaleza no se equilibraba en armonía con su ofrenda mística. ¿Acaso los dioses le habían negado su infinita sabiduría? Tomó el amuleto entre sus manos y acarició su piedra marrón. ¿Tendría que destruirlo para luego sacrificarse? La lluvia cayó con fuerza y el sonido del océano le susurró las palabras: maldita por siempre tu estirpe de impuro linaje...


The end

19 noviembre 2017

Viking Aurora (I)


Nacerá un día de invierno El templo brillaba a la luz del crepúsculo de la sacerdotisa más poderosa con su silenciosa belleza de mármol consigo traerá la muerte y la deshonra La mujer se tocaba con suavidad el vientre sabiendo sangre y cielo lo que yacía impuro en sus entrañas... del rey vikingo que murió en el averno La semilla del guerrero enemigo sin descendencia ni miedo que venía a emponzoñar la tierra con su herencia...

Sus hermanas no podrían enterarse jamás de la verdad. Los fuegos de Beltayne eran su más sagrada tradición. Rosa, sándalo, jazmín y ámbar en el rocío de la noche para atraer a los buenos espíritus y la Madre Tierra. En lugar de ello, invocó a un antiguo rey vikingo que escapó del umbral entre los mundos para dejar su marca en su seno inocente para que su estirpe viera un nuevo amanecer en la tierra que a él le había sido negada por los guerreros druídas... 

Nacerá un día de invierno
consigo traerá la muerte y la deshonra


End part I

13 noviembre 2017

Liebe ist Rammlied

Mi ser de Astralia llegó con una gran sonrisa a mi vida. En realidad, con unos globos en forma de flecha de cupido... 

*La oscuridad era tan profunda que los sentidos permanecían silenciados y serenos en su interior. Con una serenidad perdida tiempo atrás que parecía irreal, utópica, tan etérea que podría fragmentarse en un suspiro. No quería que se rompiera el silencio del universo ni oír su bella melodía...

Mi ser de Astralia sí. Quería iluminar todo mi universo, y lo hizo con su sonrisa en un instante, una tarde fría de diciembre. La primavera que había olvidado brotar en mi ser aquel año llenó de flores mi interior con una simple mirada pura y llena de alegría. Con una preciosa sonrisa. La oscuridad no tenía sentido a su lado, un ser de Astralia tan perfecto y atractivo. Todo en su ser era magnético y desde el instante en que su mirada se posó sobre mí me hizo brillar. Recobré todo el fulgor que siempre había relucido en mi interior y éste comenzó a ser descubierto incluso en mi físico, donde un pequeño hoyuelo en mi mejilla apareció después de años perdido. El hoyuelo de las sonrisas eternas.*

Mi ser de Astralia trajo consigo un amor incondicional que yo no conocía. La suerte y el destino estaban de mi lado cuando me dio la mano para no dejarme volver a la oscuridad, que ya solo quedaba en mis escritos. Es mi inspiración, mi voluntad, mi príncipe azul. Un sueño hecho realidad que ha cumplido mis sueños más allá de lo que jamás imaginé. Mi luz, mi sonrisa, mi roomie, el que confía en mi y me recuerda mi grandeza cuando se me olvida. El que no quiere dejarme ser negativa ni volver a la oscuridad. Mi pieza de puzzle y mi piedra angular. 

Mi ser de Astralia cuyas flechas de cupido le consiguieron una princesita como nunca había soñado pero siempre había deseado.


Dedicado a Cris, mi amor verdadero.